“Las más grandiosas bailarinas no son las mejores por su técnica, son las mejores por su pasión”.

jueves, 17 de septiembre de 2009

Bellynesian

Hula es la palabra hawaiana que designa baile, se debe tener la sensibilidad del poeta para interpretar la lirica de las canciones en la danza, las manos del bailarín (olapa) narran leyendas sagradas e historias cotidianas, que representan el ritmo de la vida de la isla.

Hula es el lenguaje de toda una cultura, el ritmo de la música es creado por tambores, bambúes, caracoles, piedras volcánicas y maderas que a través de su percusión representan el impulso vital de cada individuo y de todos a la vez.

Hace cientos de años el hula fue la primera forma de expresar sentimientos, creencias y vivencias de la gente del pacifico sur.

En las islas de la Polinesia, antes del lenguaje escrito, el canto (mele) y las manos del bailarín narraban las leyendas míticas que representaban sus intereses y sentimientos y trascendieron de generación en generación he iban estructurando los cimientos de su cultura.


Es una forma de danza acompañada de cánticos o canciones.

Fue desarrollado en las Islas Hawái por los Polinesios que se establecieron allí primeramente.
El cántico o canción se llama mele. El hula dramatiza o hace comentarios acerca del mele.

Existen dos clases de hula:

El antiguo hula, tal y como se practicaba antes del contacto occidental con Hawái, se llama kahiko. Se acompaña de cánticos e instrumentos tradicionales.

El Hula, tal y como evolucionó bajo la influencia occidental en los siglos XIX y XX se llama ʻauana. Se acompaña de canciones e instrumentos musicales de influencia occidental como la guitarra, el ʻukulele y el contrabajo.

El Hula se enseña en escuelas llamadas halau.

El maestro de hula es el kumu hula, en el que kumu significa fuente de conocimiento.

Existen otras danzas procedentes de otras islas polinesias como Tahití, Samoa, Tonga y Aotearoa (Nueva Zelanda); sin embargo, el hula es característico de las Islas Hawái.


Vestimenta.

Las mujeres que lo bailaban vestían el pāū de todos los días o falda envuelta, que dejaba el pecho al descubierto. Como señal de demostración de lujo, la pāʻū podía ser mucho más larga que el kapa habitual o tela de corteza, que tenía la longitud justa para enrollarlo en la cintura.

Los visitantes hablan de bailarinas envueltas en gran cantidad de tapa suficiente para incrementar de forma notable su circunferencia.

También podían lucir collares, brazaletes, pulseras tobilleras además de muchos lei (en forma de coronas, collares, brazaletes y pulseras tobilleras).


Los hombres vestían el malo de todos los días o tela de costado. Igualmente podían llevar un
malo voluminoso, hecho de mucha tapa. Lucían también collares, brazaletes, tobilleras y lei.

Los materiales para el lei que se lucía en las actuaciones se recolectaban en el bosque, tras hacer cánticos y oraciones a Laka y a los dioses del bosque.

El lei y la tapa que se llevaban en el hula sagrado se consideraban imbuidos de la santidad de la danza y no podían llevarse después de la ceremonia.

El Lei se solía dejar como ofrenda en el pequeño altar dedicado a Laka que había en cada halau.

Actualmente puedes encontrar videos que pueden ser de mucha utilidad si estás interesada en aprender la fusión entre el Bellydance y las Danzas Polinesias, te recomiendo en especial el dvd de Sonia "Introduction to Bellynesian"que incluye un cd con música de regalo!!; a continuación puedes ver un fragmento del contenido del dvd:









En México puedes encontrarlo en las tiendas Mixup y Sanborns ó directo en linea en el sitio web de BDSS y Sonia .

0 comentarios:

;